envejecimientoucm

DEPENDENCIA Y ENVEJECIMIENTO

Caso Francisco mayo 14, 2013

Filed under: Laura García — ROSA @ 10:12 am

caso-clinico-meningoencefalitis-inmunodeprimi-T-tIYvZF[1]

Francisco de 66 años de edad ingresa en la residencia por emergencia social procedente del Hospital xhy.

Francisco se ha dedicado toda la vida al negocio de la zapatería que cerró cuando se jubiló. En el aspecto sociofamiliar tiene dos hermanas en el extranjero, de las cuales no sabe nada, un hermano y su cuñada que estos dos últimos son quien le acompaña el día del ingreso en nuestro centro. Se muestran colaboradores en la entrevista y están preocupados por la situación de Francisco.

El usuario vivía en su casa solo, su familia le iba a visitar esporádicamente. La vida de Francisco era muy monótona, se levantaba se iba al bar hasta que perdía la consciencia, en diferentes ocasiones dormía en la calle por no saber llegar a casa y en otras ocasiones dormía en el calabozo por haber sido encontrado en situaciones de embriaguez y escándalo por la policía.

Llega a nuestro centro  con una demencia por alcoholismo, en silla de ruedas tras una operación de cadera por la que estuvo ingresado en el Hospital de procedencia durante dos meses, motivo de una borrachera, la cual le llevó a caerse y a romperse la cadera y unas cuantas costillas. Desde el mismo Hospital inician los trámites de una residencia por emergencia e inician también una incapacitación para Francisco.

El usuario padece diabetes, deshidratación, dismetría en los miembros inferiores, la cual le obliga a llevar un zapato de alza de unos 30 cm, demencia por alcoholismo, es fumador activo y tiene problemas de respiración.

Los objetivos que se plantea la residencia son:

–          Control de la diabetes, a través de la ingesta de medicación y control de comidas

–          Mejorar la hidratación

–          Favorecer el relanzamiento de la demencia a través de ejercicios de cognición y memoria

–          Rehabilitación motora

–          Reducción o cese del ejercicio de fumar para mejorar sus problemas de respiración

El día del ingreso la familia nos cuenta que tiene tendencia al vagabundeo y a escaparse ya que con el alza del zapato se maneja muy bien y una vez que se haya recuperado de la cadera podría escaparse, por ello el Hospital inició los trámites de incapacitación para conseguir un internamiento involuntario para el usuario.

Cuando se realiza el ingreso del nuevo usuario, mi tutora me comenta que escriba al equipo multiprofesional de la residencia de la situación de escapismo del usuario, que solo se le podrá dar el alza para que la fisioterapeuta trabaje con él.

  1. Se plantea un dilema ético:

 

–          Darle el alza del zapato

–          No darle el alza del zapato

 

 

  1. Identificar los principios  éticos en conflicto

 

Los principios éticos en conflicto en este caso son, el principio de autodeterminación del individuo, el usuario puede  tomar las decisiones que él crea oportunas y nuestros tenemos que respetar esas decisiones, pero también, nosotros podemos estimular y activar la capacidad potencial de los individuos para dirigirse a sí mismos y mejorar su situación.

 

Frente al principio de bienestar del individuo.

 

  1.  Identificar los individuos, grupos y organizaciones afectadas por la decisión ética:

– Francisco

– Trabajadora social

– Equipo multiprofesional

– Familia

4. Posibles  Soluciones y consecuencias

– Si decido darle el alza y respetar el principio de autodeterminación, el usuario podría salir del centro, se podría perder ya que no se conoce el barrio, se podría emborrachar ya que con la medicación que toma para su demencia con un simple sorbo de alcohol podría tener muchas consecuencias, podría caerse y volver al Hospital y nosotros tendríamos un problema con la familia ya que no han firmado la solicitud de salida del centro al usuario.

– Si decido seguir con el principio de bienestar, a mi juicio, el usuario estaría mejor sin el alza, así me cubro las espaldas de que no se escape, de que no se pierda, de que no consuma alcohol pero realmente no consigo del todo el bienestar del usuario ya que si analizamos realmente la palabra bienestar es la mejora en todos los aspectos y le estoy privando de su recuperación al andar, estoy retrasando la autonomía del residente y conseguiría empeorar la calidad de vida del usuario, ya que si no entrena el volver a andar se podría quedar postrado en la silla de ruedas por no ejercitar sus piernas.

5. Consultar con otros colegas y expertos.

Consultaría con el equipo multiprofesional del centro para valorar la solución al problema de darle o no el alza para que pueda caminar.

Podría conocer las consecuencias de no darle el alza, desde otras perspectivas no sociales como las médicas, físicas y psicológicas, los resultados negativos a futuro que podrían aparecer en el residente.

 6. Tomar la decisión y documentar el proceso seguido

La decisión que tomaría es de darle el alza para que poco a poco entrene su caminar, y así en un futuro consiga volver a andar como anteriormente o sino de la mejor forma posible. Realizaría entrevistas con Francisco para que él entienda realmente el motivo por el cual tiene que permanecer en la residencia, ya que allí le controlan la diabetes, le dan de comer, mejoran su calidad de vida haciendo tanto ejercicios físicos como a nivel de cognición y memoria, le atienden a la perfección, le mantienen aseado, le distraen con actividades lúdicas, culturales, no tiene que realizar comidas o hacerse la cama…

 

Laura García

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s